Becas para áfrica

Los protagonistas de este proyecto son los alumnos y profesores de Institutos y Colegios públicos o concertados de varios puntos de España. Ellos, programan diferentes actividades a lo largo del curso escolar, que les ayudan a tomar conciencia de las situaciones tan difíciles que viven los jóvenes de África, al mismo tiempo  van recaudando fondos que servirán para a ayudar a  chicos y chicas de su edad, estudiantes del Benín que, de no ser por esta ayuda, no hubieran podido continuar sus estudios. Estos jóvenes son chicos y chicas, hijos de campesinos pobres, de cualquier raza o religión a los que queremos apoyar para que puedan realizar sus estudios de  de secundaria y si podemos, acompañarles hasta la universidad. Esta es nuestra manera de participar en el desarrollo justo de los pueblos y para que estos jóvenes puedan participar en él con una formación intelectual adecuada. Actualmente el proyecto “Becas para África” ha becado a más de seiscientos cincuenta chicos y chicas de diferentes institutos en el Norte del Benín. Unas seiscientas cincuenta familias que albergan una esperanza para sus hijos. Estos centros son:

  • Centro de Educación General (C.E.G.) de Kalalé
  • Centro de Educación General (C.E.G.)  de Biró
  • Centro de Educación General (C.E.G.)  de Wenou
  • Centro de Educación General (C.E.G.) de Serekali
  • Centro de Educación General (C.E.G.) de N´Dali
  • Centro de Educación General (C.E.G.) de Nikki
  • Universidad Nacional de Benín en Cotonou
  • Universidad Nacional de Paraku

Este proyecto nos parece importante. Todo hombre que tenga acceso a la formación intelectual se está abriendo una puerta al futuro y está ejerciendo un derecho fundamental que le ayudará a desarrollarse como persona y a encontrar su puesto en el desarrollo de su comunidad. Por el contrario, aquel a quien no se le permita ejercitar este derecho se le margina, se le reduce a la sin razón y se le somete a la esclavitud de la ignorancia. Nunca podrá  tomar parte en el desarrollo de su pueblo y siempre estará expuesto a las mayores vejaciones  por parte de los poderosos. Estamos convencidos de ello y por eso vemos que nuestro proyecto “Becas para África”, tiene una razón de ser y muchas ganas de vivir. Desde la sencillez de nuestros  institutos y colegios, con la mejor intención de profesores y alumnos, vamos aportando nuestro granito de arena, dando esperanza cada año a un grupo de jóvenes, chicos y chicas, deseosos de aprender y de formarse intelectualmente. No sabemos de religiones, ni de razas, ni de género, todos iguales, con un mismo objetivo: ayudarles a salir de la ignorancia, de la pobreza; para que un día puedan participar en el desarrollo de su pueblo con el saber y la formación que hayan podido adquirir. “La ignorancia” es la mayor pobreza de un pueblo. Solamente cuando ésta desaparezca podremos hablar de desarrollo, propio y sostenible y de libertad.

CASA DE ACOGIDA

Los chicos que trabajan que no reciben ayuda de sus padres, deben trabajar en el campo de la familia que les acoge (familias tutoras), en la ciudad donde realizan sus estudios. No tienen tiempo libre, no saben lo que es el descanso, llegando a vivir verdaderas situaciones de esclavitud y servidumbre.

En algunos casos, las chicas se ven obligadas o forzadas a prostituirse para encontrar esos medios económicos. A menudo se encuentran con embarazos no deseados, lo que les lleva a practicar el aborto sin ninguna garantía (ingestión de pastillas, métodos tradicionales…) y perdiendo la vida en un 90% de los casos.

Rápidamente nos dimos cuenta de esta situación tan trágica que vivían nuestros estudiantes y construimos una casa, nuestra “CASA DE ACOGIDA”, donde se encuentren seguros, en familia y puedan vivir en paz. Esta casa de acogida cuenta con cinco habitaciones y puede acoger a 24 alumnos.

CONSTRUCCION DE UN CENTRO DE FORMACION RURAL Y PROMOCION DE LA MUJER.

Desde hace ya varios años, la gente sencilla de los pueblos nos ha dejado caer la idea de trabajar también con los campesinos. De diferentes maneras nos dan a entender que también los mayores tienen necesidad de formación…”nos engañan y nos roban porque no conocemos papel”, nos decía un campesino al que se le estafaron más de 150.000 cfa. (228,50€) en la venta del algodón. Una fortuna para este pobre hombre que lloraba de impotencia.

En una reunión que mantuvimos con un grupo de campesinos, hombres y mujeres, de la región de Biró, pudimos escuchar la denuncia de una situación sangrante que clama al cielo y que nos llegó al alma, que nos puso los pelos de punta. La irregularidad de las lluvias, la mala calidad de las semillas de siembra (adulteradas genéticamente), la falta de medios… y un largo etc., hacen que las cosechas no sean buenas y menos aun, abundantes. Son cada vez más las familias que viven situaciones de hambruna.

Estas reflexiones, estos encuentros con la gente sencilla de nuestros poblados, nos hicieron plantearnos la construcción de un CENTRO DE FORMACION para los campesinos y sus mujeres. Echarles una mano y ayudarles a enfrentarse a estas nuevas situaciones de trabajo y de la vida diaria ante las que se encuentran perdidos y sin medios.

Cuando terminemos la construcción de dicho centro, pondremos en marcha un programa completo de formación general.

La estación seca dura seis largos meses. Durante este tiempo la actividad en el campo disminuye y es un buen momento para organizar:

  • Cursos de alfabetización en Batonu y en Francés.
  • Cursos de formación en agricultura moderna y medio ambiente.
  • Cría de ganado en cautividad. 
  • Lanzar  los huertos familiares  y potenciar el consumo de verduras. 
  • Mejorar las condiciones del hogar aprovechando las infraestructuras tradicionales (duchas, cocinas, graneros…)
  • Organizar cursos de planificación familiar, alimentación, economía domestica…

De todo esto, ya os iremos dando noticia detalladas en nuestra página web.